sociologiafiscal

No me salen las cuentas…

In Estado de Bienestar on 28/02/2012 at 08:30

El Estado de Bienestar en el que hoy vivimos ha ido adquiriendo una serie de “gastos fijos” difíciles de sostener si los ingresos con los que contaba van disminuyendo.

El incremento del gasto público ha provocado una necesidad de financiación que hoy en día se hace insostenible con el siguiente contexto:

  • Elevada tasa de desempleo, lo que supone: una disminución de cotizantes a la seguridad social y mayor gasto en subsidios de desempleo, políticas activas de empleo, etc…
  • Envejecimiento de la población, lo que conlleva: un incremento de los gastos en pensiones de jubilación y mayor gasto sanitario,
  • Importante crisis económica con alto endeudamiento estatal, que supone: necesidad de encontrar vías “rápidas” de financiación en donde los impuestos suelen ser la opción más fácil.
  • etc
Nuestra relación con el Estado de Bienestar es una relación de “ni contigo, ni sin tí”: por un lado todo el mundo critica su “desmoronamiento” (menor calidad de sus servicios y prestaciones e incluso privatización en algunos sectores), pero por otro lado nadie quiere afrontar las necesidades que la salvaguarda del mismo supondría (expongo algunos ejemplos de lo que para mí sería más importante):
  • Respeto y uso responsable de los servicios públicos y prestaciones sociales (evitar el fraude en el gasto público),
  • Importante campaña contra el fraude fiscal,
  • Afrontar determinadas subidas de impuestos,
  • Mejora de la conciencia fiscal de los ciudadanos (del hoy, campañas informativas y del mañana, programas de educación fiscal),
  • Definir hacia qué Estado de Bienestar queremos dirigirnos (os redirijo a un post antiguo),
  • Tolerancia cero hacia el fraude y el defraudador,
  • etc…

La semana pasada se firmó un Manifiesto en Defensa del Estado de Bienestar por parte de más de 40 asociaciones y así que parece que una gran parte del tejido asociativo está de acuerdo con la salvaguarda del sistema… ¿pero realmente se han planteado los “costes” que ésto supondría?.

Lo que debemos ser conscientes es que las cuentas no pueden salir si los ingresos son menores que los gastos, así pues hay que buscar vías de financiación y métodos de eficiencia en el gasto público de modo que no se recorte sino que se gaste “mejor”. Desde luego este año 2012 los Presupuestos Generales del Estado van a tener mucho que decir, recibirán muchas críticas, pero lo que está claro es que ante el actual contexto todos debemos “apretarnos el cinturón” y ser más responsables para con lo público si es que queremos salvaguardarlo.

Y a vosotros… ¿os salen las cuentas?.

Anuncios
  1. ¡Excelente post! Muy acertada la imagen que lo ilustra. Estamos totalmente de acuerdo con lo de la tolerancia cero hacia el fraude y el defraudador. Es inadmisible que el Estado consienta la existencia de una economia sumergida que suponga ya el 21% del PIB.
    Precisamente hemos comentado este tema en una entrada publicada hoy en nuestro blog titulada España y su Potente Economía en “B” http://bit.ly/z9I4Qq

    Saludos

  2. Pues siguiendo con el tenor del post pasado coincido que El estado de bienestar como tal es inviable en sociedades con una alta esperanza de vida, con una recaudación fiscal paupérrima o que no es progresiva, cuando un porcentaje grande del gasto no se financia a base de impuestos (como pueden ser rentas petroleras)… en fin podríamos seguir un gran numero de cuestiones pero creo que el tema es inamovible..buenísima la imagen haha
    Saludos Cordiales

  3. Esto es como una casa… si quieres vivir en un ático en el centro con piscina y portero, tener seguro privado y un BMW en la puerta… pues hay que pagar más.

    Lo que no tiene lógica es que cada vez queramos más beneficios sociales y que nos bajen los impuestos… Y ser responsables con los servicios que se nos ofrecen, especialmente en materia de educación y seguridad social.

  4. Totalmente de acuerdo con Patricia Parra. No se puede expresar mejor con tan pocas palabras. Solamente añadiría que tampoco es lógico que quienes más se quejan de los impuestos son quienes menos los pagan… aunque bien prestos estén a captar subvenciones. Por eso tiene tanta gracia la imagen: un montón de impuestos y un montoncillo de ingresos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: